Conocer a Jesús

“Zaqueo salió a la calle para conocer a Jesús, pero no podía verlo, pues era muy bajito y había mucha gente delante de él.” Lucas 19:3-4

Cuantos hoy en día desean conocer a Jesús, y tienen muchas preguntas e inquietudes en sus vidas. Razones para conocer a Jesús existirán muchas; la curiosidad de Zaqueo llama la atención pues aunque existían barreras u obstáculos no le impidieron o detuvieron para lograr verlo y por fin conocer al Maestro.

Para nuestra reflexión debo recalcar que había una gran multitud, era bajo de estatura y además tenía cierto estatus social; lo cual no impidió hacer algo poco ortodoxo como subir a un árbol para ver y conocer a Jesús.

“CUANDO CONOCER A JESÚS ES MÁS FUERTE, QUE LOS OBSTÁCULOS QUE SE PRESENTAN.”

Tu que lees este mensaje quizás has tenido la oportunidad de conocer a Jesús, pero un sinfín de razones te han puesto obstáculos, barreras, impedimentos; “el que dirán mis amigos”, “muchos van a las iglesias y no cambian”, “este o aquel me estorban”, “una baja estima de no poder lograrlo”.

La verdad es que ponemos nuestra atención en lo que no es importante: Los obstáculos; no te das cuenta que al final lo importante es CONOCER A JESÚS y no a los obstáculos que se interpusieran. Al final Zaqueo logro su objetivo y todos conocemos el final de la historia.

No dejes que los obstáculos en la vida te impidan conocer a Cristo, pues este encuentro personal cambiara tu vida a corto plazo y también a largo plazo; pues te dará una esperanza hoy y un futuro mejor mañana.

Del escritorio del Pastor.

Desde Sonsonate en El Salvador, tierra de bendición para las naciones